martes, 5 de agosto de 2014

De Gelbfuhs-Neustadtl a Sonneborn-Berger

La clasificación de un torneo de ajedrez tiene muchos sistemas de desempate, uno de los más usados es el Sonneborn-Berger, que valora más los puntos obtenidos ante rivales que han tenido un mejor desempeño en un torneo dado. Esta puntuación para determinado participante en un torneo individual se obtiene al sumar el puntaje de los rivales a los cuales dicho jugador derrotó, más la mitad del puntaje de los rivales con quienes ese jugador hizo tablas.

Desde hace algunos años, la Federación Internacional de Ajedrez (FIDE) usa un sistema Sonneborn-Berger modificado para torneos por equipos, el cual se obtiene sumando los respectivos resultados de multiplicar los “game points” o marcador logrado ante cada equipo enfrentado por los “match points” o puntos conseguidos por dicho equipo en la competición, excepto el del que puntuó menos.

Cálculos y ejemplos aparte, lo interesante del caso -y que es el objeto de esta entrada- es destacar que el sistema Sonneborn-Berger no fue inventado ni por William Sonneborn (banquero inglés, 1843-1906) ni por Johann Berger (maestro ajedrecista austríaco, 1845-1933).

Según varias fuentes publicadas en internet, que citan libros de la época, la propuesta de este sistema de desempate la hizo el ajedrecista de origen checo, Oscar Gelbfuhs (1852-1877), en un torneo en 1873, que fue secundada con una pequeña modificación por el médico praguense Hermann Neustadtl (1962-1909), a través de una carta enviada a la revista “Chess monthly” en 1882.

Lo que hicieron Sonneborn y Berger fue discutir las ideas de Gelbfuhs y Neustadtl, proponiendo modificaciones que prácticamente fueron descartadas y nunca se usaron en torneos, mientras que sí acabó aceptándose la idea original de los checos.

¿Por qué circunstancias el sistema acabó conociéndose como Sonneborn-Berger y no como Gelbfuhs-Neustadtl, como debería ser? No lo sé, pero visto así... ¡vaya injusticia histórica!